Reseña: “Adicta a Ti” de Laurelin Paige.

Estoy Leyendo, Adicta a Ti

 

 

Reseña: “Adicta a Ti”,
“Eres mi Adicción 1” de Laurelin Paige.

Una saga que promete, MUY SENSUAL, donde entre tanta PASIÓN sexual, aparece un pequeño brote de AMOR, que la protagonista riega y cuida para hacerse visible hasta para él, el todo poderoso Hudson Pierce.

“—Déjame entrar —le supliqué.
— ¿No ves que ya lo he hecho?”


Me encanta, me encanta la historia, los personajes y la ciudad que los cobija, Manhattan.
Estoy impresionada con el trasfondo de esta historia, es cierto que Hudson el protagonista masculino, me cegó, (llevaba mucho tiempo sin leer novelas con este tipo personajes), y no pude ver a la protagonista, Alayna.

Porque aunque es ella la que narra la historia, parece ausente, como si fuera un espectador y no la protagonista.
Ella nunca se acaba de creer lo que está sucediendo, simplemente, se deja arrastrar por la situación, no llegando a tener control sobre los acontecimientos, siempre planteándose la duda de si conseguirá dominar su conducta obsesiva y no caerá en la tentación de enamorarse de él.

“Me entregué a él y me permití olvidar que quizá no podría amarme nunca de ningún otro modo que no fuera aquel, con su boca, su lengua y su polla.”

Poco a poco, Alayna, va olvidando sus miedos, tomando fuerza y coraje, de una relación sentimental, que parecía imaginaria, que sólo ella podía percibir; hasta el punto de resplandecer más que él.
Mientras ella, en mi mente, ascendía al monte del Olimpo, el iba descendiendo, convirtiéndose ante mis ojos en un mortal, muy atractivo, pero mortal, como cualquier otro.

“Como si yo hubiera nacido simplemente para darle placer, pero, por la misma razón, él hubiera nacido para dármelo a mí.”

Ya se han quitado parte de sus corazas y han quedado descubiertos, el uno ante el otro.
¿Y ahora? Ahora que ya saben los dos que lo que sienten es de verdad. Que nunca han sentido eso con nadie. Que es un terreno que ellos nunca han llegado a explorar, porque nunca quisieron o pudieron recorrer ese camino.
Solo tuvieron seudorelaciones de amor. Porque hasta ahora, no lo habían conocido lo que es el AMOR, el de verdad, el sincero, el sano.

“Fue más: una canción de amor sin palabras, una promesa sin temor. Fue una chispa, el comienzo de algo nuevo.”

Tendrán que tener la fuerza necesaria para enfrentarse a nueva realidad, a sus sentimientos, además de a la p… bruja y a la madre del mal.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario